lunes, diciembre 10, 2007

SODA, la libertad y los gigantes

Y al fin sucedió como dice una canción de Cerati. Llegó el momento de ver a los maravillosos SODA STEREO en "EL CONCIERTO", con el mejor despliegue, la mejor tecnología en audio y video y la mejor de las emociones que se pueden experimentar en un recinto que albergó a 50 mil almas al ritmo de !Soda no se vaaa.. no se vaaa.. Soda no se vaaa!

Sin embargo todo lo bueno tiene su precio, y en este caso se dio. El día del del concierto venía de hacer un viaje de cinco horas en coche, desde la provincia de Ica (al Sur del Perú). Me levanté a las cinco de la mañana para coger poco tráfico en la carretera y luego al llegar a Lima tuve que irme de compras al emporio comercial más grande de Lima capital (Gamarrita para los que conocen). En Gamarra, es bien sabido que lo único que hay que hacer es caminar y caminar; ingresar a galerías abarrotadas de gente en busca de las más finas telas y prendas (y sobre todo en estas fechas, dichas galerías se llenan más y más). *Nota mental: Odio ir de compras/o shopping como prefieran llamarle.*

Por la tarde no pude ni siquiera comer con calma, ya que en seguida había que formar la cola para ingresar al mega concierto. Nos formamos desde las 4 de la tarde, evadiendo a los "colones" (aquellos que querían pasar desapercibidos y colarse en la línea), luego el poder encontrar un buen sitio en el campo fue también un problema. Y al final ya avanzada la noche tuve que lidiar con un "gigante".

Un "sujeto" -que no merece otro calificativo más que ese- de casi dos metros de alto (yo mido 1.70 y aún asi me pareció super alto) me bloqueaba la visión del escenario. Le pedí amablemente que a la hora del espectáculo se girara un poco para que me deje un "mínimo espacio" para ver a mi artista favorito. El tipo contestó de manera tosca y al final apiadándose quizás de mi mala suerte, me respondió que podía arrimarse un "poquito" (cosa que al final no hizo).

Al rato me encontraba charlando con unos amigos y noté al girar mi cabeza que un intimidante codo estaba apuntando a mi nariz. Retiré el rostro inmdiatamente, evitando así una catástrofe mayor. Me quedé en silecio... entre asustada y cabreada. Me quedé en silecio... pero mi hermana no lo hizo.

- "!Ey.. ten más cuidado con tu codo, casi le golpeas la nariz a mi hermana!" - le dijo-.
- !Si ella no me empujara y se hiciera más a un lado no estaría en este problema! - le contestó el sujeto-.
- "¿?¿?¿Quéeeee¿?¿?¿?", !yo no te he empujado en ningún momento oye! - dije al final-.
- Yayayayayaaya -contestó el gigante de la forma mas estúpida posible-
- Oye pedazo de h....*, que te has creído hu... , eres un imb... , hijo de ... - respondió mi hermana-.
- Eres un abusivo y mentiroso. - dije yo-.

Luego de ello, el gigante no contestó. El novio de mi hermana le tapó la boca y yo me quedé de muy mal humor.

En la parte posterior a donde nos encontrábamos, habían 4 gigantes más (cuatro muchachos de unos 2 metros o más de altos, aparentemente estudiantes, en sus veinti tantos) debatiendo acerca de la libertad. Yo les escuchaba y me dije... "¿Es que acaso, la libertad de uno no empieza cuando nos sentimos relajados, con regocijo paz y tranquilidad?". Ellos insistían que la libertad estaba supeditada a las pasiones.. si había pasión no había libertad. Todo resultaba tan complejo en algún momento de la noche... tan complejo y tan pero tan extraño. Que ya no sabía si me encontraba en un concierto de Soda Stereo, si no más bien en un foro de filosofía y en el peor de los casos en un mal remake de la película del señor de los anillos.. con los árboles/mountruos/criaturas del bosque.

Al final, procuré dejar de lado a los gigantes, y me entregué a la música - santo remedio de todos los males-. Y pude ser partícipe de uno de los mejores conciertos de mi vida. De la mejor banda que conozco desde pequeña. Y al ritmo de "PIC NIC en el cuarto B" y de un "corazón delator" disfruté en la "ciudad de la furia".

((Reportaje sobre el concierto))

6 amigo(s) dice(n):

Belén dijo...

Pobrecita!!!!!!! lo que molestan los gigantes en conciertos, y mas si es de los que te gustan por encima de todo...aisssss

Besos¡¡¡¡

JP dijo...

me pregunto yo .
Ir a ver a Soda Stereo .
Cuantos habrán querido ir y no pudieron , o por el dinero, o porque están lejos o porque no consiguieron entradas.
Y algunos que si pudieron ir en vez de disfrutar el espectaculo, se dedican a molestar a la gente.
Cosas que pasan .
Me acuerdo lo que era ir a ver un Partido de fútbol a Argentina.
De locos. el espectáculo es que no te maten en la tribuna . Nadie vé el partido están pendientes de los demás , de joder a los demás .
Son las cosas que me gustan de Europa , esos pequeños detalles que te hacen ver el nivel .
Y aguante Soda Estero !
Besos

Who, What, When, Where, Why? dijo...

Wow!

juan rafael dijo...

A mi me suele pasar que me tapen, claro, yo soy pequeño, pero cuando pasa eso, me voy dos filas más atrás y solucionado.

Anaid dijo...

Nuna falta al altototote que se hae delante de uno. Pero por Soda lo que sea, más si era el concierto de regreso que fue de lo mejor que haya visto en mi vida.

etaxys dijo...

Que bueno mar ¡la música! gran compañera,escuche algo del grupo hace tiempo,me descargue de ellos me los recomendaron unos amigos latinos.
Yo el Domingo fui al de 50 cent ¡bestial!,saque fotos y vídeos haber si tengo tiempo y los cuelgo.
Besos guapa...

 
Header Image from Bangbouh @ Flickr